Continuando con #ViveElDesafíoProBono, presentamos la entrevista realizada a Carolina Navarro y Eddy Abad, estudiantes de la Facultad de Derecho de la UPC y finalistas del Desafío Pro Bono, por el proyecto “Arriba les dicen Ángeles, y aquí en la Tierra Donantes”.

Entrevista realizada por Cinthia González, miembro de Khuska.

CG: ¿Qué los motivo a participar en el desafío Pro Bono?

CN: Decidí participar en el Desafío Pro Bono, porque me permitió generar una posibilidad de poder ayudar, con los conocimientos que he adquirido como estudiante de Derecho, a la sociedad. En ese sentido tenía el propósito de resolver – con herramientas jurídicas – el problema que habíamos encontrado.

EA: En lo que respecta a mí, por un lado, tuve motivaciones personales de poder sentirme identificado con la idea de fondo de nuestro proyecto, que desarrolla esta  necesidad de generar un cambio en la sociedad, a través de un cambio de conciencia. Además, tuve razones académicas, en tanto que consideramos que este tipo de proyectos permiten llevar a la práctica temas tan importantes como la salud y la familia, los mismos que deben ser abordados de manera directa.

CG: ¿Qué problemática social buscan enfrentar a través del proyecto “Arriba les dicen Ángeles, y aquí en la Tierra Donantes”?

EA: La problemática social que buscamos enfrentar se puede resumir en que existe una fuerte conciencia colectiva respecto de la necesidad y la importancia para una sociedad como la nuestra, de que las personas se sensibilicen y sepan que existe la necesidad de falta de donantes.

Lamentablemente, de los pocos que existen, muchos no pueden donar por diferentes razones, como por ejemplo las convicciones religiosas de sus familiares u otros. De por sí, el índice de donantes es muy bajo en nuestro país lo cual se evidencia en la información consignada en los documentos de identidad; no obstante, hemos identificado que esta voluntad podría verse interrumpida por la voluntad de la familia u otro apoderado. En ese sentido, nuestro proyecto tenía el propósito de sensibilizar y concientizar a los ciudadanos sobre la necesidad de falta de donantes.

CG: ¿En qué consiste el proyecto “Arriba les dicen Ángeles, y aquí en la Tierra Donantes”?

CN: Nuestro proyecto consiste en elaborar y promover la aprobación de un proyecto de ley, que establezca una presunción de aceptación de donación de órganos y/o tejidos humanos cuando la persona no ha manifestado su voluntad de donar. Además, tenía como segundo propósito hacer exigible la voluntad previamente manifestada del donante, ya sea con la aceptación o la negativa de donar.

CG: ¿Cómo podrían describir esta experiencia, desde su posición como estudiantes de derecho?

EA: Como experiencia personal, el ser finalistas es una experiencia muy gratificante puesto que, al estar en el Desafío Pro Bono, nos permitió conocer a personas que se abocan a esta labor, elaborando proyecto bien analizados y organizados, desde el punto de vista jurídico. Además, esperamos a partir de este medio, siendo la UPC una universidad que recién ha participado, invitar a mis compañeros y a los demás estudiantes de la Facultad a que se animen a participar en el Desafío Pro Bono.

CN: Al principio, no conocía que había iniciativas como el Desafío Pro Bono, que generan un cambio social a propósito de la creación de un proyecto. En esa línea, haber sido parte de un proyecto que busca el cambio en la sociedad es algo un importante y gratificante, tanto en lo profesional como en la personal.

No hay comentarios

Dejar respuesta